Al menos 17 personas han resultado muertas en un tiroteo que ha tenido lugar pasadas las dos de la tarde (hora de la Costa Este) en la escuela Marjory Stoneman Douglas, en la localidad de Parkland (Florida), cerca de Miami. Otras 17 personas han resultado heridas, y tres se encuentran en estado crítico.

El tirador ha sido detenido con vida una hora después de iniciarse el tiroteo, según ha informado el sheriff del condado de Broward, Scott Israel. Se trata de un antiguo alumno de la escuela de unos 19 años, según el jefe de la policía, identificado como Nikolaus Cruz.

“La escena es horrorosa”, ha señalado Israel, “es catastrófico, no hay palabras”.

“Hoy, cerca de la hora de salida”, ha señalado en Twitter el deparmento de escuelas del condado, “estudiantes y profesores escucharon sonidos como de disparos. La escuela inmediatamente se clausuró, pero ahora está dejando salir a los estudiantes. Hemos recibido reportes de múltiples heridos”.

“Si está en contacto con su estudiante, pídale que permanezca en calma y se atrinchere hasta que la policía llegue a su sala”, advirtió por su parte la policía de la cercana ciudad de Coral Springs. “NO llame al 911 o a un número de no emergencia a menos que se trate de una emergencia”, añadió.

“Mamá y papá, ha habido disparos en el campus del colegio. Hay sirenas de policía fuera. Estoy en el auditorio y las puertas están bloqueadas”, indicó Len Murray, un estudiante de 17 años, a sus padres por mensaje de texto. Eran las dos y media de la tarde. Poco después ha vuelto a mandar un mensaje: “Estoy bien”.

Las autoridades advirtieron de que nadie se acercara a la zona de la escuela, ubicada en el 5901 Pine Island Road, en la periferia de la ciudad de Miami (Florida). El centro escolar tiene cerca de 3.000 alumnos y varios edificios.

Alrededor de la hora de salida a las 2:40 p.m., el personal y los estudiantes escucharon lo que sonó como un tiroteo y promulgaron un bloqueo de “código rojo”, según el distrito escolar de Broward.

“Estamos recibiendo informes de posibles lesiones múltiples”, dijo la portavoz Tracy Clark.

Un informe de un helicóptero de noticias de televisión mostró a varias personas en camillas ubicadas en ambulancias de rescate de bomberos y grupos de niños caminando por una carretera.

El presidente Donald Trump “se enteró del tiroteo en la escuela en Florida”, dijo el subsecretario de prensa Lindsay Walters. “Estamos monitoreando la situación. Nuestros pensamientos y oraciones están con los afectados “.

El gobernador Rick Scott anunció planes para venir al condado de Broward inmediatamente.

 

Los padres de las escuelas del área, incluidas Sawgrass Springs Middle School y Westglades Middle School, dijeron que recibieron mensajes de texto que indicaban que esos campus estaban cerrados.

Una estudiante de último año, le envió un mensaje de texto que decía que había un “código rojo”, un tiroteo, y que no sabía si era real o un simulacro.

A las 3 pm. todavía no había sido evacuada del edificio, pero le dijo a su padre que estaba a salvo con otros 40 estudiantes y un maestro.

“Ella estaba llorando, tiene miedo”, dijo Golden, de Parkland. “Ella ha estado enviando mensajes de texto de ida y vuelta. Ella está bien en este momento “.

“Me estoy volviendo loco”, dijo su padre. “Esto es una locura, esto no debería estar pasando en estas escuelas”. La gente está loca. No sé lo que sucede en las mentes de estas personas en estos días. Es algo aterrador. Es una de esas cosas: no se quiere poner un protector de metal y tratarlos como prisioneros, pero tienen que resolver algo. Pones a tus hijos en la escuela y se supone que es un lugar seguro, y esto sucede todo el tiempo “.