Este triste final se produjo antes de que Sloan DeRosier cumpliera siete meses, su mamá lo encontró muerto en su cuna, con su cabeza envuelta en una manta con la que se había acostado.

Desde que esta tragedia le ocurrió a esta familia de Washington a principios de este mes, la madre del pequeño, Jordan DeRosier decidió compartir su desgarradora historia de la muerte de su hijo con la esperanza de salvar a otros bebés.

Sloan con su hermano mayor.

“Yo fui la que encontró a Sloan”, dijo DeRosier, “Entré para sacarlo de su cuna, abrí la puerta, y noté que la manta estaba sobre su cabeza”. La madre desesperada lo sacó rápidamente, le tocó la espalda y sintió que estaba helado, además su cara y pecho estaban completamente morados en un lado, sus labios azules y sus ojos cerrados.

DeRosier dice que ella y su esposo, Justin, trataron de realizarle RCP a su hijo e inmediatamente marcaron el 911. Los paramédicos intentaron durante treinta minutos revivir a su hijo, antes de decirle que no había nada que pudieran hacer. El detective Ed Troyer, oficial de información pública del Departamento del Sheriff del Condado de Pierce, dijo: “Estamos viendo esto como una muerte accidental, la determinación final debe ser hecha por el médico forense, pero creemos que la muerte ocurrió como la familia la ha retratado. ”

Luego de que su hijo fuera declarado muerto, DeRosier tuvo la oportunidad de despedirse de él sosteniendo su cuerpo por algunos minutos. Ella lo envolvió en una manta y trazó toda su cara con sus dedos una y otra vez, le besó la frente y lo balanceó por última vez.

Las guías de la Academia Americana de Pediatría recomiendan que los padres eviten colocar objetos suaves o ropa suelta en las cunas para bebés. “Las almohadas, edredones,  pieles de oveja, parachoques y juguetes de peluche pueden causar que su bebé se asfixie”, advierte la organización.

DeRosier, que también tiene un hijo de 3 años llamado Rowan, dice que decidió compartir la historia de la tragedia de su familia, “con la esperanza de difundir la conciencia sobre las muertes de cunas y los peligros de poner a los bebés con sus mantas”.

Familia DeRosier

“Si su historia salva incluso una vida más, entonces su vida significó algo increíble”, dijo DeRosier, agregando que ha recibido mensajes de todo el mundo de padres, diciéndole que han quitado mantas de las cunas de sus hijos después de escuchar su historia.

“Nuestro dulce chico ha hecho un verdadero impacto en el mundo – es algo reconfortante saber que tantos han sido afectados por su historia”.

Hola Nebraska