La Alcaldesa de Omaha, Jean Stother insta al ayuntamiento a echar otro vistazo a la ordenanza de fuegos artificiales de la ciudad. Ya que dice que el ruido que cada año se produce es demasiado.

En una carta al consejo les insta a acortar la venta de fuegos artificiales, de 10 días a 5 y acortar las horas, ya que no se permite lanzarlos al aire antes del mediodía.

La Alcaldesa Stothert dice que la ciudad recibe cientos de quejas por los fuegos artificiales cada año y que cree que un compromiso adecuado sería abordar estas preocupaciones de la gente sobre el ruido, las lesiones que muchas veces dejan a varias personas afectadas, el trastorno de estrés postraumático, los nervios de las mascotas y los daños a la propiedad.

 

Hola Nebraska