Confirman que derivado de vitamina E es un “fuerte culpable” de las enfermedades y muertes por el vapeo

Un derivado aceitoso de la vitamina E fue identificado este viernes por las autoridades como un “fuerte culpable” de las lesiones pulmonares vinculadas con el vapeo que enfermaron a miles de personas en todo el país y causaron 39 muertes, señalaron los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

Este aditivo es utilizado a veces por los vendedores ambulantes para diluir el aceite del THC, conocido como tetrahidrocannabinol y principal componente psicoactivo del cannabis.

Las autoridades encontraron el derivado aceitoso en los pulmones de varios pacientes hospitalizados por enfermedades relacionadas con el vapeo. De las 28 muestras de tejido pulmonar analizadas, todas tenían el aditivo y 23 contenían THC, reportó USA Today.

Previamente los investigadores federales habían encontrado restos de vitamina E en las muestras de los pacientes hospitalizados, pero los resultados más recientes vinculan al derivado directamente con las lesiones.

Para extraer el líquido los funcionarios utilizaron el lavado broncoalveolar, una técnica empleada en medicina para obtener un diagnóstico. Esta prueba puede identificar las células que contienen pequeñas gotas aceitosas.

James Pirkle, del Centro Nacional de Salud Ambiental, explicó que el aditivo es tan pegajoso como la miel y que el THC no permanecería necesariamente en los pulmones, por lo que solo se encontró en 23 de los casos.

El anuncio se produjo poco después de que el presidente Trump dijera la mañana de este viernes que su Administración aumentaría a 21 la edad legal para comprar cigarrillos electrónicos a nivel nacional. La norma será anunciada la próxima semana.

Un estudio realizado por el Departamento de Salud Pública de Illinois encontró que las víctimas confirmaron haber utilizado los productos de vapeo cinco o más veces durante el día y comprarlos de distribuidores informales como amigos o personas en la calle.

La mayoría de las personas con enfermedades pulmonares consumieron solo nicotina y THC o THC. Estos padecimientos han ido aumentando entre la población adulta y la joven.

Recientemente, una encuesta del gobierno realizada a casi 20,000 jóvenes arrojó que no hay señales de que la epidemia del vapeo disminuya, informó la agencia de noticias The Associated Press.

Un 28% de los estudiantes en los últimos años de la secundaria y un 11% de los primeros dos años utilizó vaporizadores en octubre, lo que indica una cifra total de 5,3 millones de jóvenes, comparado con los 3,6 millones del año pasado, a pesar de la ley federal que prohíbe la venta a menores de 18 años.

“Tenemos toda una generación de jóvenes adictos a esos productos. En lugar de dejar de vapear cuando no pueden conseguir un sabor particular, cambian a otro que está más disponible”, dijo Thomas Ylioja, un experto en tabaquismo en el hospital National Jewish Health en Denver.

¡Llévanos contigo! Síguenos en Facebook o Twitter