Confirman 62 casos de una condición similar a la Poliomielitis en 22 estados de EEUU este año

Los funcionarios de salud del condado de Douglas dicen que un niño en el condado puede tener una enfermedad rara y paralizante.

Podría llevarles hasta tres semanas confirmar un diagnóstico de mielitis flácida aguda (MFA), que es una enfermedad neurológica rara que aparece repentinamente en los niños y causa debilidad en las extremidades.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades dijeron que han recibido informes de 127 casos sospechosos de una enfermedad parecida a la polio llamada mielitis flácida aguda o AFM por sus siglas en inglés.

Hasta el momento, se han confirmado 62 casos en 22 estados, dijo el CDC. Por este motivo el 2018 podría ser un año con más casos de lo habitual, dijo a los reporteros la Dra. Nancy Messonnier de los CDC.

Aún no está claro qué está causando la condición, que puede desarrollarse después de una infección viral.

“No hemos podido encontrar la causa de la mayoría de los casos de AFM”, dijo Messonnier. “Hemos detectado enterovirus en varios de estos casos individuales”.

Sin embargo, ninguna de las muestras ha dado positivo para el virus de la polio. La poliomielitis fue erradicada en EEUU mediante las vacunas. “La AFM puede ser causada por otros virus como el enterovirus y el virus del Nilo occidental, así como las toxinas ambientales y las enfermedades autoinmunes”, dijo Messonnier.

“En realidad estamos observando todo. Estamos mirando más allá de las enfermedades infecciosas normales que pueden causar esto”.

NBC News realizó su propia encuesta no oficial con funcionarios de salud estatales y encontró 87 casos confirmados o sospechosos en 26 estados.

Lleva un tiempo investigar cada caso, dijo Messonnier. Para confirmar un caso se requiere no solo que un niño tenga síntomas de debilidad o parálisis de la extremidad, sino también una exploración por imágenes de resonancia magnética (MRI por sus siglas en inglés) que muestre un daño específico en la médula espinal.

Dependiendo de qué parte de la columna está dañada, diferentes músculos pueden debilitarse o paralizarse.

Esto puede causar una variedad de síntomas, desde la dificultad para levantar un brazo hasta el debilitamiento severo de los músculos que se usan para respirar. Eso puede requerir el uso de un ventilador para ayudar al paciente a respirar.

La infección con muchos virus diferentes puede causar complicaciones neurológicas. AFM puede ser una de ellas.

La buena noticia es que la complicación es “increíblemente rara”, dijo Messonnier. “En general, la tasa de AFM desde 2014 es menos de uno en un millón”, dijo.

No obstante, es importante llevar a los pacientes a un médico de inmediato si hay algún síntoma de debilidad en las extremidades.

“La AFM es una condición rara. También es una condición seria. Por lo tanto, queremos alentar a los padres a que busquen atención médica de inmediato si usted o su hijo desarrollan síntomas de AFM, como debilidad repentina o parálisis de los brazos y las piernas”, dijo.

Algunos niños pueden tener síntomas leves, pero la AFM no se limita a escabullirse de sus víctimas.

“Esta es en realidad una enfermedad bastante dramática. Estos niños generalmente tienen un inicio repentino de debilidad”, dijo Messonnier.

Algunos niños con AFM se recuperan completamente, pero otros están discapacitados por años.

No existe un tratamiento específico para la AFM, dicen los CDC. Una vez que un virus ha atacado el sistema nervioso, no se conoce ninguna intervención médica que pueda revertir los efectos. La terapia de rehabilitación puede ayudar a los pacientes a recuperar la función.

Desde 2014, los médicos han estado tratando de encontrar si hay una manera de prevenir o tratar el daño que ocasiona la AFM, pero no han encontrado pruebas sólidas de que los corticosteroides, el uso de inmunoglobulina intravenosa o IVIG, un tipo de filtrado sanguíneo llamado plasmaféresis, el uso de un refuerzo inmunitario llamado interferón, medicamentos antivirales u otros tratamientos médicos hayan ayudado.