Escuelas toman medidas para prevenir que niñas envíen imágenes inapropiadas a cambio de dinero.